STOP ABUSOS

En este mes de Septiembre se ha desatado la polémica en relación a la odontología y sus precios. Todo ello por un informe de la FACUA. Desde el Colegio de Odontólogos y Estomatólogos de la Primera Región (COEM) y desde el Consejo General de Dentistas  se ha dado respuesta a este informe. A continuación os dejo el post que publicó el COEM el 3 de Septiembre en su página de facebook y el del Consejo de Dentistas que publicó en su página web. (para leerlo haz click aquí)

Poco más he de añadir a lo que ya está dicho por parte de “mi Colegio” y del Consejo.

Nota del COEM referente al estudio de FACUA sobre precios en clínicas dentales

3 de septiembre de 2014

Desde el COEM se quiere poner de manifiesto la grave irresponsabilidad en la que FACUA incurre con la publicación de su estudio sobre precios en el sector de la Odontología y la profunda confusión que dicha Asociación puede generar entre los pacientes de las clínicas dentales.

 

Como Asociación para la defensa de los derechos e intereses de los consumidores y usuarios (hemos de recordar que esta es, también, una de las funciones básicas de los Colegios Profesionales), FACUA debería tomar en consideración que lo fundamental en el ámbito de los servicios sanitarios es la calidad en la prestación asistencial y que la salud del paciente en todo caso esté garantizada

 

Se echa de menos en un estudio realizado por una entidad cuya finalidad fundamental es la tutela de los consumidores y usuarios algún tipo de análisis de la calidad de la asistencia bucodental y las garantías que todo usuario deben tener en la prestación de dichos servicios.

 

En modo alguno desde el COEM puede admitirse que los servicios de asistencia dental sean tratados como simples mercaderías, pues esto supone transmitir a los consumidores una percepción errónea como es que el precio sea el único factor

 

Por otra parte, sorprende que no se menciona absolutamente nada sobre la oleada de publicidad – que en muchos casos ha sido declarada como engañosa por los tribunales y los órganos de control de publicidad – que satura al consumidor, dejándole desprotegido e indefenso en muchas ocasiones ante lo que constituyen engaños flagrantes. El COEM lleva tiempo luchando contra dicha situación que, por el contrario, a una Asociación para la defensa de los consumidores y usuarios no parece importarle en exceso.

 

La metodología utilizada para elaborar el estudio no es la correcta y adecuada, no permitiendo extraer unas conclusiones fiables, tal como afirma la propia FACUA se realizaron entrevistas telefónicas sobre unos hipotéticos “tratamientos de idéntico diagnóstico”. Es evidente que no existe el concepto de idéntico diagnóstico, sino que cada paciente y cada patología presentan circunstancias específicas que sólo tras una correcta exploración y las pruebas diagnósticas necesarias le permiten al profesional planificar el tratamiento y con ello el coste del mismo. Realizar esas valoraciones por vía telefónica resulta temerario, tanto para quien  proporciona de ese modo tan sensible información, como para quien se atreve a realizar un estudio con unas conclusiones tan categóricas a partir de la información recopilada de dicho modo.

 

Por otra parte, se ha de recordar que las autoridades en materia de competencia han prohibido la publicación de cualquier tipo de precio o baremo orientativo, por lo que las clínicas y los profesionales colegiados son libres de establecer los precios que estimen oportunos. De ahí, sorprende que FACUA sostenga el carácter abusivo de los precios, cuando no existe referencia alguna – ni puede existir – sobre los precios orientativos de los tratamientos.

 

Por otra parte, la nota de FACUA siembra la confusión, al mezclar e introducir cuestiones que ninguna relación tienen con el estudio que, conforme a lo declarado por la propia Asociación, se ha realizado.

 

Se reclaman inspecciones al Ministerio de Sanidad – que carece de competencias de inspección – y las Comunidades Autónomas, se supone que sobre los precios, cuando la fijación de precios es libre y los Colegios tienen prohibida a aprobación de honorarios ni siquiera meramente orientativos.

 

Se reclama una sanción del intrusismo que, conforme a lo que se puede extraer de la nota, parece estar generalizado en el sector. Si la encuesta ha sido telefónica, cómo ha conocido  FACUA la existencia de dicho intrusismo que, en muchas ocasiones es muy complicado de probar ante los Tribunales. Es evidente que el estudio y las conclusiones del mismo, pierden cualquier tipo de credibilidad con dichas afirmaciones. Por otra parte, el intrusismo profesional en materia sanitaria es un delito, por lo que FACUA, si realmente ha tenido conocimiento de algún caso, debe denunciarlo en los Juzgados de Instrucción (es una obligación que quien tiene conocimiento de unos hechos delictivos los ponga en conocimiento de la autoridad competente). Es más, como Asociación para la defensa de los consumidores y usuarios parece que dicha obligación se hace más intensa, por el peligro que, en esos casos, puede existir para los pacientes.

 

 

En todo caso, ante la publicación del estudio de FACUA,  como medidas concretas el COEM procederá a:

 

-Requerir a FACUA la inmediata retirada de su estudio y la invitación a realizar un estudio sobre cuestiones que realmente pueden afectar a la salud de los usuarios-pacientes.

 

-Requerir a FACUA los datos que tenga sobre los potenciales delitos de intrusismo de los que haya tenido conocimiento para denunciar dichos casos ante los Tribunales.

Simplemente a título personal me gustaría indicar dos cosas:

–       el estudio no diferencia clínicas privadas de clínicas que pertenecen a grandes compañías aseguradoras, las cuales contemplan el negocio de la odontología como un balance de ganancias y pérdidas en donde la odontología casi siempre se queda en el de pérdidas que compensan con lo que ganan con el seguro médico que esa misma persona suele abonar. Me consta que las clínicas que pertenecen a aseguradoras, incluso a franquicias hacen el balance del resultado, no sólo por la “explotación” de la actividad odontológica, sino que también por negocios “asociados” que derivan por dicha actividad (venta de materiales y productos, laboratorios dentales, venta asociada de otros tratamientos más caros… que por cierto no han sido evaluados en el informe de la FACUA)

 

–       Las clínicas dentales privadas no tienen la capacidad de gestionar tantos recursos que hagan que puedan dedicar un gabinete exclusivo a hacer extracciones gratis y limpiezas gratis. Es por ello que tienen diferencias de un 500% entre tratamientos.

 

–       La equipación y la especialización no se ha tenido en cuenta en ningún caso, ya que por ejemplo alguna de la clínica dental consultada en la que los precios de la endodoncia eran más caros, son clínicas que se dedican en exclusiva a la endodoncia y trabajan con microscopio electrónico. A ellos les llegan muchos casos que sólo con su especialización y su tecnología pueden llegar a resolver.

 

–       Este estudio además de ser poco riguroso y muy demagógico, parece que tiene por objetivo buscar la crispación del paciente odontológico, cuando tal vez se debería pretender que esos tratamientos básicos más bien estén cubiertos por la Seguridad Social y no debiera abonarlo el paciente.

 

En cualquier caso mi forma de pensar y gestionar mi clínica se basa en el justiprecio. Pretendo dar el mejor servicio a mis pacientes no sólo con mi formación y la de mi equipo al completo, sino que también con la tecnología, los materiales, las instalaciones, el trato y el entorno. Entiendo que con un par de pacientes no puedo “cerrar” el mes, por ello en el precio de mis tratamientos incluyo los gastos que generan directamente y un mínimo margen para los indirectos. Por eso, sé que el modo de sacar adelante mi clínica será con el trabajo duro, constante y prolongado en el tiempo.  Además he desarrollado una póliza Zen para que mis pacientes tengan acceso a una odontología de calidad a un buen precio en donde la prevención está cubierta al 100% (revisiones, radiografías, limpiezas anuales…) Si quieres más información consulta mi web www.zendental.es o pide una cita en el 916401575, descubrirás que tenemos precios nada abusivos y justos. Siguiendo con la tabla que presentó la FACUA:

 

Extracción simple Obturación simple Limpieza bucal Endodoncia unirradicular
Póliza Zen dental

20€

30€

0€

99€

Precio Medio Madrid según FACUA

54,60€

53,50€

53,30€

201,80€

 

Sin duda yo también voy a emplear el lema de FACUA y digo “LUCHA CONTRA LOS ABUSOS” incluso contra los que se comentan contra tu profesión. Por eso digo, sí a la información, pero no a la demagogia.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

*
*